TÉCNICA DEL S. XVIII

La técnica que mas utilizamos del S. XVIII , es decir pintamos a pincel sobre el esmalte sin cocer con los óxidos mas puros. Luego cocemos en el horno a unos 1000ºC, los óxidos (colores) y el esmalte (lo que cubre el barro y da brillo) se cuecen a la vez, por lo que quedan unificados, esto hace que sean resistente al exterior y a la limpieza además de tener un acabado de mucha calidad.

Sección: